Píldora postcoital

Es un ANTICONCEPTIVO DE EMERGENCIA al que se puede recurrir cuando falla o no se ha usado un método anticonceptivo planificado en unas relaciones sexuales después de un coito sin protección.
Evita el embarazo, en un alto porcentaje, sobre todo si se toma lo antes posible ya que la eficacia se reduce con el tiempo.
Se puede tomar hasta un máximo de 72 horas de haber realizado un coito sin protección.
La anticoncepción de emergencia puede prevenir un embarazo no deseado, pero no protege contra las enfermedades de transmisión sexual.
El anticonceptivo de emergencia es un método de uso ocasional y en ningún caso puede sustituir a los métodos habituales de anticoncepción.

Dónde acudir

Puedes acudir a los servicios de urgencias de los hospitales, centros de planificación familiar y de información sexual; si bien la nueva normativa sobre la materia permite la libre dispensación en farmacias de la píldora postcoital, por lo cual podrás acudir directamente a ellas para obtenerla.

No es un método abortivo
Cuando se aplica la píldora poscoital no hay un embarazo instaurado. Se actúa en el periodo de tiempo que transcurriría desde la posible fecundación y el paso del óvulo fecundado desde la trompa hasta al útero y su posterior implantación. Se provoca un cambio hormonal que ocasiona una hemorragia, impidiendo esa implantación.

[top]