25 jul 2013

Un ministro irlandés considera cruel que la ley no permita abortos por violación

0 Comentario

 

DUBLÍN | Aprobado por el parlamento

Un ministro irlandés considera cruel que la ley no permita abortos por violación

El ministro irlandés de Justicia, Alan Shatter, ha calificado de “gran crueldad” el hecho de que la nueva ley del aborto prohíba la interrupción del embarazo en casos de violación o cuando el feto sufre anormalidades.

Shatter efectuó esas declaraciones después de que el Parlamento irlandés haya concluido su revisión de la nueva legislación, que solo permite el aborto cuando la vida de la madre corre un peligro “real y sustancial”, lo que incluye también la amenaza de suicido.

El Gobierno de coalición entre conservadores y laboristas espera ahora que el presidente irlandés, Michael D. Higgins, cuyo cargo es principalmente representativo, estampe su firma en la ley para que pueda entrar en vigor en los próximos días.

Aunque Shatter consideró que la nueva ley “tiene gran importancia social”, pues ofrece claridad sobre los supuestos en que se puede interrumpir un embarazo, ha mentado que no haya ido un poco más lejos para incluir otras circunstancias.

“Personalmente, creo que es una gran crueldad que se haya creado una barrera por la cual una mujer cuyo feto presenta anormalidades no pueda abortar (…) y que tenga que llevar a un niño durante toda la gestación sabiendo que no hay perspectivas reales de que sobreviva de manera natural tras el parto”, dijo el dirigente conservador.

El ministro también ha calificado de “inaceptable crueldad” que la ley no permita un aborto cuando la madre ha sufrido una violación a menos que exista un riesgo para su vida.

Estas omisiones en el texto, ha advertido Shatter, deberán ser abordadas por los futuros Gobiernos a través de una consulta popular ya que, ha señalado, la ciudadanía tiene opiniones mucho más “avanzadas” que las de los “legisladores” sobre esta delicada cuestión.

Mientras tanto, lamentó el titular de Justicia, las mujeres que se encuentren en esas circunstancias y no puedan abortar seguirán viajando al Reino Unido para interrumpir sus embarazos.

“A pesar de lo que hemos logrado hacer con esta ley, seguirá habiendo una solución británica para un problema irlandés“, ha resumido Shatter, sin demasiada confianza en que se reduzca el número de mujeres que abortan en el país vecino, casi 4.000 al año según cifras oficiales.

Entradas relacionadas

[top]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>