Métodos anticonceptivos más seguros

Preservativo o condón:

Es el método anticonceptivo de barrera masculino. Consiste en una funda de goma fina, que sirve para recubrir al pene y recoger el semen de la eyaculación. Actualmente es uno de los métodos más utilizados, por su eficacia y sencillez. Se debe colocar cuando el pene esté erecto y  una vez que el hombre ha eyaculado, debe sujetarlo por la base con la punta de los dedos para evitar que se desenrolle y salga el semen. Se debe retirar el pene antes de que haya desaparecido del todo la erección.

La ventaja fundamental es que carece de efectos secundarios. Cómpralo siempre en una farmacia y no lo dejes durante mucho tiempo en el bolsillo o en lugares de calor y humedad.
Resulta suficientemente seguro si se utiliza correctamente y además es el único método que te protege contra las enfermedades de transmisión sexual.

Diafragma con espermicida:

Es el método anticonceptivo de barrera femenino. Es un dispositivo de goma fina, caucho o látex, provisto de un aro de metal flexible y recubierto de la misma goma. Debe ajustarse bien al fondo de la vagina, Debido a que la forma y el tamaño de la parte superior de la vagina y del cervix varían mucho de una mujer a otra, se fabrican de muchos tamaños diferentes.

Su acción consiste en impedir que el semen alcance el cuello uterino o cervix. Se puede colocar en cualquier momento antes del coito y no debe retirarse hasta pasadas unas 6-8 horas.
Asociado al diafragma, debe utilizarse crema espermicida, para aumentar la eficacia del método y a la vez favorece que la colocación del mismo sea más sencilla.

Después de utilizarlo hay que lavarlo con agua y jabón neutro, secarlo y guardarlo impregnado de polvos de talco.
Comprueba de vez en cuando que la goma está en buen estado. Cada dos años debes cambiarlo. Bien utilizado, siempre con cremas, en un sistema bastante seguro aunque no te protege contra las enfermedades de transmisión sexual.
Para adquirir tu diafragma debes ir a un centro sanitario. Allí te tomarán las medidas precisas y te indicarán la talla que necesitas.

Dispositivo intrauterino:

Es un pequeño dispositivo que se introduce en el cuello del útero para que impedir la gestación. Del dispositivo cuelgan unos hilos de nylon que asoman por el cuello de la matriz sin que provoquen ninguna molestia; se utilizan para que tu misma y tu especialista podáis comprobar la persistencia del DIU y para favorecer la retirada del mismo en las revisiones.

Antes de la colocación hay que comprobar que no tienes ninguna infección del útero o vagina. El médico, habitualmente te lo colocará cuando estés menstruando, ya que entonces hay seguridad de que no estás embarazada y, además, el cuello del útero está más abierto.

El DIU es un método anticonceptivo muy eficaz, y son eficaces desde el momento de su colocación. La mujer recupera su capacidad para quedarse embarazada desde el momento que se le retira.
Se trata de un método eficaz y cómodo pero que no te protege contra las enfermedades de transmisión sexual.

 

[top]